No me busques. (N° 420)

No me hallarás ya en rincones de una casa hecha a medida
mucho menos en la cama, en que hacíamos poesía…
no me encuentro en viejas fotos, ni recuerdos alicaídos,
donde la esperanza amengua invadiendo el sin sentido.
Cuando sientas tus raíces crujir ante el torbellino,
quebrantándose las ramas de tu cuerpo dolorido,
cuando veas que la nada se antepone a tu camino,
aferrándote a la vida aunque ya no haya más hilo,
vislumbrando el carretel de tu envase que vencido,
no soporta los achaques de los años transcurridos,
en ese preciso instante ¡has de encontrarte conmigo!
Que saldré a recibirte con los hombros encogidos
y un abrazo que suture todo el tiempo transcurrido,
porque no estaba muerto, simplemente había partido,
aguardándote en la gloria de ese Dios que ama a los vivos.
Volverás a reencontrarte con los que te han precedido,
en la inmensidad del cielo no existen penas, ni olvidos,
solo existe un padre bueno que nos ama como a niños,
junto ángeles que cantan la grandeza de Dios vivo.
16/06/2019
http://www.sercan455.wordpress.com
Basada en Juan 14: 1-4 (Ni más ni menos que disfrutar lo prometido)
    ¡No permitas que el mundo te quite la esperanza!

2 comentarios en “No me busques. (N° 420)”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s